06 junio 2012

Sabiduría de borrachos XV


Siempre he sido el pendejo ese que le dicen: me caes muy bien, eres bien lindo, te quiero mucho, pero... ahorita no, gracias. Y llegué a pensar que el del problema era yo, pero ya me di cuenta de que no; pinches locas de mierda. Si es, porque es, si no es, porque no es. Quién vergas las entiende, quieres algo bonito y te mandan a la chingada; quieres algo que raye en sexo casual y te mandan a la verga; quieres un punto medio y dicen que no las tomas en serio. Eres un culero la mayor parte del tiempo y cuando quieres ser buena onda, te desconocen; cuando eres un bien lindo todo el tiempo, el día que se la quieres dejar ir por la cola o restregarles la verga entre las tetas, se ofenden. Que no mamen.
No hay que entenderlas... Pero sí, que no mamen...
... Que enamoran...Que no mamen que enamoran.

¿?


A ver, alguien dígame qué pasó aquí. No acabo de entender pero me da mucha risa.

6 comentarios:

Maldito Desgraciado dijo...

Jajajajaja, se me habían olvidado esos post.

Pherro Chafirete Ruletero dijo...

Pasan los años y muchas cosas pierden importancia, hasta esas cosas que parecían trascendentales para la vida de uno; pero cada quien su caso, digo.
¿Y Tú que pedo, Carnal, cómo andas?
Espero que bien; ya vas, acá seguimos.

Anónimo dijo...

jajajajaja que cagados son los enamorados

Vale dijo...

la neta esta fuerte tu post te deja muy mal parado, no mames.

Maldito Desgraciado dijo...

Pherro: Hasta eso ando muy bien, Carnal, puedo decir que no me puedo quejar.

Vale: Aquí casi todo habla muy mal de mi. Pero es ficción... A veces.

Sol dijo...

Ni yo me entiendo.