01 julio 2012

Parafraseando cómo quisieron cooptar un voto


A media mañana fui al OXXO que queda a dos cuadras de mi casa, nada más iba por una Coca. Cuando iba a la mitad del camino se me acercaron dos personas, un chavo y una señora que ya se veía grande, a lo mejor de unos 50 años.  
Me preguntaron por quién iba a votar, les contesté que el voto era libre y secreto. Se me quedaron viendo con algo de gracia, como si no se esperaran esa respuesta.
El chavo me dijo que no desperdiciara mi voto, que diera el "Voto útil". La señora sacó de su bolsa un billete de 100 pesos y me lo ofreció, supuestamente a cambio de mi voto por un partido político en particular. Rechacé el dinero diciéndole que no iba a comprar mi voto con nada, ya que lo tenía bien definido. De pronto el chavo que iba con la señora buscó algo en su bolsillo y sacó una navaja. Me amenazó diciéndome que tenía que votar por quien ellos dijeran, o de lo contrario me iba a ir mal. Dijeron que sabían donde vivía, quienes eran mis familiares, amigos y conocidos, donde trabajaba, etcétera.
Les dije que no me iban a amedrentar. El chavo se puso agresivo y me acercó el cuchillo a la cara, casi cortándome. Como pude aparté el arma de mí y me alejé un poco, busqué ayuda con la mirada hacia todos lados, pero no había nadie a mi alrededor.
Viendo que no me iban a convencer ni con violencia, el chavo sacó un celular de esos viejos, marcó un número y dijo algo acerca de que "tenían a un rebelde", y dijo donde estábamos. Al minuto llegó una camioneta negra, muy lujosa, repleta de fulanos vestidos casualmente, con lentes oscuros y con toda la pinta de malvivientes.
Ahí sí me asusté, ya que nunca había estado en esa situación. Y luego los maleantes, aún ignoro porqué, buscaron problemas y me les enfrenté. Mi madre, asustada, muy seria, me dijo: "Te mudas ahora mismo con tus tíos de Bel Air".
Llamé a un taxi y al mirarlo noté que decía "Fresco", yo no sé porqué. No le dí importancia y lo abordé, y me dije a mí mismo "¡Casi estás en Bel Air!".
Al fin llegué a una mansión de lo más elegante, y le dije al taxista: "¡Ponte desodorante!". Mirando mi reino finalmente pensé: "¡Ha llegado el Príncipe de todo Bel Air, yeah!"...

11 comentarios:

silver-grillo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

jajajajaja mamón

Sucio Vagabundo dijo...

Jajajaja Chale.

Pherro Chafirete Ruletero dijo...

¡¡No mames Carnal!!
jajajaja bueno entonces sí te convino ser víctima de ese delito electoral.
Por acá todo tranquilo, no se ha sabido de desmanes o problemas en las casillas; únicamente los del 132, reclamando en el IFE porque las boletas en las casillas especiales se terminaron muy pronto y ellos ¡quieren más!
Yo no pude votar, no aparezco en el listado de electores; ni modo, no lo preví a tiempo.
Ya vas Carnal, si agarras buen hueso, te mochas con la banda.

Gabriel Cruz dijo...

jajajajaja anda Maldito, que no me esperaba semejante desenlace jajajaja al final me haz dejado con la duda de si en efecto ha sido una historia real o ha sido una ocurrencia :(

Anónimo dijo...

JAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJA NO MAMES ME HICISTE EL DÍA

Sol dijo...

Jajajajajajajaj ¡no maus. . . ahora si te volaste bien! jajajajajaja

chalyvera@gmail.com dijo...

Muy bueno el comic

reptilio dijo...

chale!

la MaLquEridA dijo...

¡No mames mames Maldito, me asustaste!

let_i dijo...

No mames me cagué de la risa con tu post!!